Un adolescente con dinero…

Mientras que nuestros hijos están pequeños, las preocupaciones son otras, si comen bien, si se orinan la cama, si tiene alguna alergia, pero a medida que van creciendo las cosas cambian radicalmente, y hay cosas que los padres deben cuidar más si su ropa esta limpias o si derraman la comida en la mesa.

Mi preocupación es la de muchos padres, como tratar a un adolescente y salir vencedor de todo el proceso, pero dentro de esa incertidumbre está el factor dinero y la capacidad que ellos para organizar sus finanzas y el uso que le dan al dinero. Todo el que tienen un hijo adolescente ve en una misma persona a su indefenso niño y a un casi adulto y muchas veces no se sabe cómo manejar la situación.

Es cierto que la confianza en ellos debe empezar a manifestarse, además que es preciso que ya deban tener la práctica para que más a delante sepan como administrar sus ingresos, ser independientes y exitosos en sus vidas. Es mejor que al momento de comenzar a darles dinero, observes como es su respuesta inmediata.

Lo más seguro es que a tener el dinero en las manos, sean impulsivos y terminen gastando todo de una vez, en cosas que no son tan necesarias, es por ello que hay que estar muy atentos para orientarlos de cómo deben desglosar sus gastos en función de sus ingresos. Algunos padres llegan a sobreproteger tanto a sus hijos que creen que contratar a un cerrajero mollet que los mantenga a salvo con las puertas bien cerradas, dentro de la casa es suficiente.

Ningún cerrajero fichet barcelona evitara el momento que tu hijo deba enfrentar el mundo que está afuera y allí si será tu responsabilidad, que tan bien puedan desenvolverse dentro de la sociedad. No hay que perder de vista en que gastan su dinero. Saca las cuenta de que es lo que necesitan diariamente y algo más para alguna eventualidad, pero no deberías darle más de lo que necesita por podría gastarlo en cosas que no debe.

Los adolescentes son impulsivos e impetuosos por naturalezas, están en una etapa de demostrar a lo demás quienes son y pueden dejarse llevar por la presión de grupo para hacer algo que no les conviene. No es muy bueno sobreproteger pero tampoco descuidar que hacen con el dinero que les das.

Enseñarles a evaluar cuáles son sus gastos, y estableces un balance de sus ingresos es importante, quizás expresen aburrimiento ante el tema, pero deberán entender que del buen uso del dinero depende que se les aumente o se tomen para otras cosas importante como paseos o regalos, ropa u otra cosa que por los momentos logre motivarlos para organizarse.

Aunque representa temor para algunos padres comenzar a ser más sueltos con sus hijos, es momentos por el bien de ellos mismos, comenzar a darle ciertas responsabilidades para que se vuelvan más hábiles, sobre todo cuando el tema de las buenas finanzas y economía son aspectos que nos afectan al mundo entero.